Probidad con talento

Por Alberto Jordán Hernández

Jordanalberto18@yahoo.com

Alberto Jordán Hernández

Alberto Jordán Hernández

En esta destartalada nación militarizada ejemplos para la burocracia, la dirigencia política y sociedad, la trayectoria política del recién desaparecido Enrique Tejera París (ETJ), es un ejemplo a seguir. Sus bienvividos 96 años nos lo dejó resumidos en cuatro tomos de sus Memorias. La dirigencia del Partido al cual dedicó mayor parte de su acción no resaltó su desaparición, porque las triquiñuelas electorales a las cuales las ha sumido el narco régimen le resta espacio.

Internacionalmente se analiza la grave crisis que padecemos  en un revelador Informe de 18 páginas, enviado por el Secretario General de la Organización de Estados Americanos (OEA),  Luis Almagro a la manipuladora jefa del organismo Consejo Electoral, Tibisay Lucena. Pero dicho informe también es opacado por ese liderazgo que pretende conducirnos.

ETJ polifacético: abogado, economista, diplomático, parlamentario, banquero, piloto, docente universitario,  se incorporó en octubre de 1936 al Partido Democrático Nacional (PDN) que abandonó con la desintegración. Su  trayectoria política la inició como delegado estudiantil y Presidente de la Federación de Estudiantes de Venezuela.

Sirvió a la conducción de la República con los Presidentes Isaías Medina Angarita, Rómulo Betancourt (en sus dos gobiernos), Rómulo Gallegos “tres gobiernos serios, honestos, democráticos. Ni Medina ni Gallegos debían haber sufrido la suerte que merecen los tiranos y justifican lo corruptos” -advertía;  Contralmirante Wolfgang Larrazabal, Edgar Sanabria, Raúl Leoni, y Carlos Andrés Pérez, también en doble mandato. En sus gestiones se hacía entender en cinco idiomas.

El 23 de enero de 1958, día en el cual fue derrocado el dictador Marcos Pérez Jiménez, y como miembro del gobierno provisional presidido por Larrazábal  y fundó la Oficina Central de Coordinación y Planificación (Cordiplan). Consecutivamente fue Gobernador del Estado Sucre y presidente del Banco Industrial, que dejó sin deudas y con su capital aumentado 8 veces.

Igualmente realizó actividades diplomáticas en los  gobiernos de la etapa democrática como embajador en España y Estados Unidos, en donde figuró entre los principales voceros latinoamericanos en contra del gobierno de Fidel Castro. Además fue elegido embajador ante la  OEA, Naciones Unidas y Director Ejecutivo del Fondo Monetario Internacional en representación de Venezuela, México y Centroamérica.

Su oposición al actual régimen condujo al allanamiento de su residencia por 20 militares y 100 policías el 20 de diciembre 2002.

Se le acusaba de «rebelión militar y abuso de autoridad» contra el régimen del “supremo” comandante, y fue declarado inocente. Para las elecciones presidenciales de 2006 se postula como pre-candidato, pero poco después se retiró para apoyar al candidato opositor de consenso, Manuel Rosales.

Con orgullo manifiesto demostraciones de afecto recibidas en encuentros con ETP; ycon profunda indignación la frustrada invitación que me hizo para su casa. Tal falla se produjo por la falta de un intermediario espontáneo.

José Ángel Ocanto,  jefe de Redacción de El Impulso le hizo la última entrevista publicada el 30-08-2015.

Honradez, honestidad, integridad y rectitud perfila a ETP. En carta enviada al General Francisco Carabaño, el  8 de octubre 1828 dice el Libertador: “Hombres de luces y honrados son los que debieran fijar la opinión pública. El talento sin probidad es un azote. Los intrigantes corrompen los pueblos, desprestigiando la autoridad. Ellos buscan la anarquía, la confusión, el caos y se gozan en hacer perder a los pueblos la inocencia de sus costumbres honestas y pacíficas”.
Al MARGEN: París bien vale  una misa, la célebre frase atribuida a Enrique IV de Navarra ante el impedimento de no ser católico cuando quiso ser Rey de Francia, cobra vigencia ante el terrorismo.

Anuncios